El proyecto de Telegerontología llega a los hogares

Telegerontología (TG) es un servicio de apoyo a domicilio basado en las TIC, que nace entre los años 2003 y 2005 con el desarrollo de los primeros softwares.

La Universidad de A Coruña (UDC) y la Asociación Provincial de Pensionistas y Jubilados de A Coruña (UDP) son las dueñas de un proyecto desarrollado por la empresa gallega Recursos y Servicios Gerontológicos (RySG) mediante la cesión de su patente. Esta sociedad limitada abarca diferentes ámbitos de la Gerontología y la Geriatría, entre los cuales se incluyen la asesoría y la consultoría, la teleasistencia avanzada y la telemedicina, así como el I+D+I de otros productos o servicios que contribuyen a mejorar la calidad de vida de las personas mayores.

Telegontología nace con el objeto básico de mejorar la atención socio-sanitaria de las personas mayores con necesidades de cuidados avanzados y es un perfecto complemento a la asistencia domiciliaria.

En el proyecto, dirigido por el Dr. José Carlos Millán, trabajan actualmente un Doctor en Medicina, una Doctora en Metodología, una Doctora en Sociología, dos Psicólogos y un terapeuta ocupacional con el apoyo de 4 informáticos.

Con la aportación de financiación pública han desarrollado un sistema innovador que posibilita la realización de valoraciones cognitivas “on line” y la personalización de las actuaciones terapéuticas necesarias en cada caso. Todo ello se realiza a través de internet, una vez se ha instalado el Set Box, provisto de una pantalla táctil con altavoces, una cámara web, un pequeño terminal de servicios y una pulsera de tele-alarma para activar en situaciones de emergencia.

Por medio de videoconferencia los usuarios podrán contactar con profesionales del ámbito médico y socio-sanitario y realizar la medición de parámetros biomédicos como la tensión arterial, el pulso o el nivel de saturación de oxígeno, facilitando de este modo el seguimiento a pacientes con enfermedades crónicas.

Todo ello hecho con el propósito firme de enriquecer la calidad de vida de las personas mayores y dependientes.

Deja un comentario